Català | Castellano | English | Français | Deutsch | Italiano | Galego | Esperanto
En aquest lloc «web» trobareu propostes per fer front a problemes econòmics que esdevenen en tots els estats del món: manca d'informació sobre el mercat, suborns, corrupció, misèria, carències pressupostàries, abús de poder, etc.
Portada | ¿Quiénes somos? | Enlaces | Agenda | Actividades realizadas | Lista de correo | Contactos-e-mail | Blog

Nuevos apartados:

Al servicio de este pueblo.
Lluís Maria Xirinacs.
Artículos publicados en el diario Avui, cuando Lluís Maria Xirinacs era senador independiente en las cortes constituyentes españolas, entre los años 1977 y 1979, traducidos al castellano.

Diario de un senador.
Lluís Maria Xirinacs.
Artículos publicados en el rotativo Mundo Diario, cuando Lluís Maria Xirinacs era senador independiente en las cortes constituyentes españolas, entre los años 1977 y 1979.

Publicaciones:

Pequeña historia de la moneda.
Agustí Chalaux de Subirà, Brauli Tamarit Tamarit.

El capitalismo comunitario.
Agustí Chalaux de Subirà.

Un instrumento para construir la paz.
Agustí Chalaux de Subirà.

Leyendas semíticas sobre la banca.
Agustí Chalaux de Subirà.

Ensayo sobre Moneda, Mercado y Sociedad.
Magdalena Grau Figueras,
Agustí Chalaux de Subirà.

El poder del dinero.
Martí Olivella.

Introducción al Sistema General.
Magdalena Grau,
Agustí Chalaux.


Poder y corrupción


El poder político actual comete errores tremebundos para el día de mañana, para las nuevas generaciones: y un error en "política", es un crimen.

El poder económico, además que como sujeto es por esencia omni-corrupto y omni-corruptor, resulta fundamentalmente "imbécil": indigno e incapaz de mando social eficaz, pues sólo se hace obedecer por opresión, represión, omniterrorismo y neo -opresión, peor que la opresión anterior". (Hacen obedecer a base de crear miedos y más miedos, argumentando que no hay otro camino).

El poder económico sobre el poder político es inmenso (los políticos van a consultar a los banqueros preguntando que hay que hacer) y quien tiene los resortes se puede perpetuar, si actúa con astucia y audacia, a pesar de sus crímenes, sus peores errores , su imbecilidad manifiesta.

(Esto es una crítica muy fina para todos). Los únicos que pueden hacer sombra a los poderes supremos establecidos tal y como están montadas las cosas, son los poderes concurrentes. Pero a estos se les compra con subvenciones oficializadas, corrupción escondida, halagos oficiosos y cargos importantes, y de esta manera se acaban los brotes de protesta. La táctica de comprar el enemigo siempre, en todas partes y en todo el mundo, da sus frutos de "buena corrupción". La ausencia teórica de algún poder subalterno no es más que una rabieta, porque generalmente sigue teniendo hombres fuertes en la madriguera del poder supremo y no devuelve nunca el dinero de corrupción y complicidad.

Tal como están las cosas en una anticivilización omni-corrupta, toda persona,-individual, dinástica, institucional, etc. - que pretenda jugar con honradez y "buenas intenciones" las reglas del juego establecidas por los ricos y poderosos que todo el mundo sabe omnicorruptos y omnicorruptores, no es nada más que hacerse cómplice, consciente o inconscientemente, comprándose a sí mismo, "a buen precio", "una buena conciencia" ¿quién es más imbécil, equivocado y criminal, el corrupto-corruptor anti-político o el anti- político que hace el juego a la corrupción, pero "sin ensuciarse las manos, que dice él? (una buena pregunta)

Las clases sociales intermedias, de gran cultura heredada, pueden transmitir al pueblo una sana y honrada rebeldía que se convierta en un clamor popular. Ahora bien, cuando se dejan seducir por la basura que un poder cínico les abandona, ponen fin al clamor popular y deciden adentrarse por los caminos establecidos, en lugar de fomentar la ruptura. Es cansado este pactismo, pero los que lo pueden continuar, deciden, a menudo, de tomar el pelo al pueblo, utilizando la táctica de siempre. El caso es que en plena "democracia" que llaman ellos, ni siquiera se pide la opinión de los electores, seleccionados por leyes electorales, muy marginador del pueblo real.

En estas circunstancias, parece que el pueblo no tiene derecho a saber nada de lo que ocurre en las altas esferas del poder, sólo los éxitos pseudo-económicos en el interior y los logros chovinistas en el exterior: todo se reduce a cifras falseadas y noticias manipuladas, (Completamente actual)

Todo el mundo sabe que los que nos dominan continuarán dominándonos. Pero los que podrían oponerse, juegan con las reglas del enemigo interno y poderoso: juegan a perder, con "buena conciencia de vencidos", que se llaman a sí mismos o bien: "honrados, de buena fe, etc ".

Los que todavía se avienen a ser aprendices en "este juego para perder", o bien no quieren tener memoria, o bien no tienen mucha cultura, o bien no tienen conciencia. Estos errores de la gente pseudo-pacífica y más o menos pseudo-honrada, los pagarán muy caro, como siempre, las futuras generaciones.

Los que conocemos por su furia secular contra el pueblo deben ser sustituidos por autoridades directamente elegidas por el pueblo para regir con justicia, dignidad y responsabilidad, durante un mandato constitucionalmente corto, la realidad geopolítica del pueblo y sus realidades cívicas-liberales y utilitarias-mercantiles en constante equilibrio confederados y desequilibrio libertario.

Es necesario mirar más allá y estar seguro de que, uniéndose pueblos afines por la geohistoria cultural, se podrán crear realidades más ricas, nobles, cultas y seguras.

Siempre es mejor que la arquía uni-federativa esté lejos y se vea limitada constitucionalmente por una gran multitud de pueblos libertarios que no nos sigan tiranizando un conjunto pequeño, raquítico y agotado por centralismos "burrocráticos", de sistemas policiales y militaristas que giran en el vacío espantoso de su propia inutilidad y nocividad "social".

Para ser ciudadanos de la Europa de las etnias no basta con entender de números, sino que hace falta autopolítica, es decir: inteligencia y una gran dosis de patriotismo. No seamos burros!.

La centralización omni-contable-estadística del libre mercado claro y de la libre sociedad transparente, permitirá "un gobierno o pilotaje automático de las cosas", el conjunto de las cuales es asimilado, en las lenguas neolatinas-griegas, en un barco que hay que gobernar o sea pilotar (gobierno, cibernética).

Es evidente que un Estado con "gobierno o pilotaje automático y centralizado de las cosas" puede dar entera libertad de decisión cívica, a todas las personas autónomas-responsables de la comunidad geopolítica, tanto en la esfera individual como colectiva.

Así, el Estado, libertariamente multi-confederado en el interior, tendrá las manos y la inteligencia libres para ser eficazmente unifederativo cara al exterior, tanto en expansión espontánea como en defensa decidida.

Sin corrupción previa, no puede haber poder sobre las personas en ninguna sociedad civilizada, la cual se basa justamente en un número indefinido de autoridades comunitarias, libertariamente intra-confederativas y en un número limitado de autoridades unifederativas cara al exterior.
(Agustí es muy contundente en sus afirmaciones: Si no luchas quiere decir que estás de acuerdo con el sistema. Los municipios deben tener mucha gente a su servicio, los gobierno muy pocos).

Portada | ¿Quiénes somos? | Enlaces | Agenda | Actividades realizadas | Contacto